El compañero Alcedo (La mudanza del encanto).

Categoría: foto plana,Guarureando |
tomado del El Libertario

tomado del El Libertario

Juan José Barreto G
No sé dónde estás hermano, ni que han hecho de ti las fuerzas oscuras de la represión que sirven a los corrompedores antiguos y actuales de la patria. La incertidumbre rodea nuestras incógnitas. Hace un año, el 27 de febrero del 2015, esas fuerzas dieron contigo y te arrebataron de las calles merideñas. Andabas con valentía denunciando la corrupción, la misma que desde siempre se roba los dineros que debieran ser de todos. El negocio de la gasolina en el llenadero de El Vigía para su contrabando a Colombia por parte de jefecitos de la petrolera estatal Pdvsa no podía aceptarse y Alcedo Mora recababa información al respecto. Sólo un hombre honesto puede hacerlo y Alcedo Mora lo es. El compañero Alcedo no es de esos de doble discurso, esos que se ufanan con la palabra revolución ensuciándola. La revolución como negocio es una triste realidad. Algunos de aquellos que se decían “rupturecos” o “perrevistas” terminaron integrando el gran negocio. Se olvidaron de la sencillez y la mística, de la entrega y de los sueños.
Eran capaces de arriesgar sus pellejos por las más nobles consignas y se entregaron a la lujuria del cargo y del poder. La revolución se volvió pálida y llena de vacíos y se volvieron congruentes para convertirse en mafias. Se volvieron “ex” para profesar una revolución inédita y sin principios, sin sanciones y sin vergüenza. En cambio, el compañero Alcedo, con su afilada sonrisa de guerrero, seguía siendo el militante de los sueños, sólo o acompañado. Nos vimos por última vez en la siembra del cuerpo inerte de Francisco Prada Barazarte en su adorado Escuque. El compañero Alcedo siempre andaba en algo, organizando a los de abajo no para subir a saquear sueños sino, para inventar esperanzas.
Se lo llevaron los esbirros de la corrupción, los sicarios del miedo, se lo llevaron de las calles. Le estorbaba a una camarilla de contrabandistas de la revolución. A esos que están en otra cosa, cambiaron, se volvieron poderosos. El poder que debería ser para el pueblo, lo secuestraron, así como secuestraron a Alcedo. No tienen la capacidad para defenderse porque no tienen moral y prefirieron llevárselo desde una esquina de las sombras.
Desaparecer a un hombre por sus ideales, por sus actos, es una cobardía. También lo es quien tiene que responder por esta desaparición. Debemos seguir diciendo como ya es costumbre en estos casos: ¡Vivo se lo llevaron, Vivo lo queremos! El compañero Alcedo no está sólo en esta lucha por la honestidad humana. Hoy día la honestidad aparece como una condición de dignidad. Necesariamente debemos terminar preguntando: A un año de la desaparición forzada de Alcedo Mora ¿Qué han dicho los organismos oficiales al respecto?

Una respuesta a El compañero Alcedo (La mudanza del encanto).

  1. Alcedo Mora y el Consejo Nacional de los Derechos Humanos
    Freiman Páez García
    gabansabanero@yahoo.es
    Escuchando al presidente Nicolás Maduro en la instalación del capítulo sobre derechos humanos, como parte del congreso de la patria, se cruzaron por mi mente nombres de camaradas asesinados, torturados y desaparecidos durante los cuarenta años de la democracia burguesa puntofijista, hoy llamada cuarta republica. Distintos episodios de represión en contra el pueblo ocurrido en los gobiernos blanco y verde, sr cruzaron casi que simultáneamente en mi memoria conocidos. De igual manera, llegaron como en ráfagas las distintas etapas de lucha que ha forjado nuestro pueblo por defender el proceso popular bolivariano. Proceso que se encuentra amenazado por factores internos y externos auspiciados y financiados por el capital transnacional y el imperialismo, así como también por elementos, grupos, facciones y corrientes que desde diversas instancias gubernamentales han venido desarrollando un “entrismo” muy “peculiar”, consistentes en el hecho de usar “las armas melladas del capitalismo” con el claro objetivo de confundir al pueblo vociferando que “estamos construyendo el socialismo del siglo xxi”. El “entrismo capitalista” se manifiesta en hechos concretos como: la reproducción y aumento de la burocracia puntofijista, la corrupción, la ineficiencia, la entrega de nuestra riqueza minera a la lógica del capital y con ello la destrucción del medio ambiente y la desaparición paulatina de los pueblos originarios, muy a pesar de que “tenemos” un ministerio para el ecosocialismo y otro para los pueblos indígenas.
    La intervención del presidente Nicolás Maduro y de otros camaradas que puntualizaron los crímenes atroces ocurridos en la cuarta republicana y del accionar contrarrevolucionario-criminal de la Mud en las llamadas guarimbas y que hoy la asamblea nacional pretende imponer la ley de amnesia para liberar a los pocos responsables detenidos por esa acción criminal, porque el grueso de los responsables intelectuales de los crímenes ocurridos durante las guarimbas están en la calle sin que les toque un mosquito.
    La instalación de consejo nacional de los derechos humanos se realiza a 27 años del grito rebelde conocido como “el caracazo” y a 365 días de la desaparición forzada del combatiente y compañero de luchas, sueños y utopías por construir Alcedo “batería” Mora, quien desde “chavalo” se enrolo a la militancia revolucionaria y hace un ano (27F2015) ha sido víctima de una de las practicas mas aborrecidas aplicada por la cultura pentagonista en contra del movimiento popular y revolucionario, como lo es la desaparición forzada. Hecho del cual, el gobierno bolivariano ha guardado un silencio sepulcral. Silencio que lo hace cómplice y responsable de un crimen de lesa humanidad ejecutado por supuestos funcionarios policiales/militares “bolivarianos-chavistas” y para más señales dicen ser “revolucionarios y socialistas”.
    Quienes mantenemos en alto la convicción de que se haga justicia ante los crímenes acaecidos durante los cuarenta años de la democracia burguesa puntofijista y en todos los espacios sostenemos la necesidad de repudiar y condenar la ley de amnesia que quiere imponernos la Mud, con la misma fuerza y convicción EXIGIMOS LA APARICION CON VIDA DEL COMBATIENTE POR LA LIBERACION NACIONAL Y EL SOCIALISMO ALCEDO “batería” Mora
    VIVO SE LO LLLEVARON,
    VIVO DEBEN REGRESARLO..!!!
    SIN JUSTICIA NO HAY PAZ NI REVOLUCION..!!!
    LUCHAR HASTA VENCER…!

    freiman paez
    2 marzo, 2016 at 5:03 PM
    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>